Preservar el bienestar y la higiene de su perro requiere varias pequeñas atenciones como la adquisición de un colchón especialmente dedicado para ello. No sólo requiere este accesorio jugará con comodidad Pero también podría añadir un bonus a tu decoración. A continuación, le ofrecemos algunos consejos que le ayudarán a acostumbrarse rápidamente. Compruebe que el colchón de su perro es del tamaño adecuado antes de utilizarloPara garantizar la comodidad de su cachorro, debería utilizar un colchón que se adapte bien a su tamaño. Aunque un tamaño grande a menudo se refiere a la libertad de movimiento, también es un signo de inseguridad para los cachorros, así que evita elegir un espacio demasiado reducido para no perturbar su comodidad. Para ello, se recomienda medir al perro desde la base hasta la cola y añadir unos 30 centímetros. Esto le permitirá acurrucarse en una bola o estirarse a su antojo. Coloque su aparato en un lugar adecuado. Si lo colocas en un lugar donde la gente pasa, como un pasillo o una puerta, tu perro puede sentir que está dirigiendo las idas y venidas de todos. Sin embargo, tenga cuidado de no aislarlo en una habitación para que no se sienta excluido.